Enfermedad de Graves-Basedow, la causa más común del hipertiroidismo

Enfermedad de Graves Basedow

 

La enfermedad de Graves-Basedow es la causa más común del hipertiroidismo, una afección de la glándula tiroides con unos efectos secundarios muy llamativos pero con un tratamiento que responde bien.

Definición de la enfermedad de Graves

La enfermedad de Graves, es una patología del tiroides. Una inflamación de la glándula tiroides de causa autoinmune.

La glándula tiroides se localiza en la parte frontal del cuello, y segrega las hormonas tiroideas llamadas T3 (triyodotironina) y T4 (tiroxina), las cuales, regulan el metabolismo del cuerpo y actúan sobre el estado de ánimo, el peso y el control de la temperatura corporal.

Cuando por alguna enfermedad, la glándula tiroides genera demasiada hormona tiroidea, se produce un hipertiroidismo y si genera poca hormona o deja de hacerlo, se produce un hipotiroidismo. Ambos cuadros presentan una sintomatología propia muy reconocible.

La enfermedad de Graves es la causa más común de hipertiroidismo.

Enfermedad de Graves causas

Es una tiroiditis autoinmune de la que no se conoce la causa, donde anticuerpos propios actúan contra el receptor de la hormona estimuladora del tiroides y se caracteriza por un crecimiento exagerado de la glándula tiroides (bocio) y por el exceso de producción de hormona tiroidea, el hipertiroidismo.

Toma el nombre del primer médico que la describió, pero también se conoce como  hipertiroidismo autoinmune o bocio difuso tirotóxico y puede compartir base con otras patologías autoinmunes que se pueden presentar a la vez.  

Incidencia mayor en mujeres

La enfermedad de Graves-Basedow, es la causa del 80% de todas las tirotoxicosis o crisis tiroideas, y al igual que el resto de enfermedades del tiroides, es más frecuente entre el sexo femenino.

Afecta al 2% de las mujeres con una incidencia 10 veces superior a los hombres.

Por lo general, aparece entre los 20 y 50 años de edad, siendo la causa más común de hipertiroidismo en personas jóvenes y de mediana edad.

Cuadro Clínico de este hipertiroidismo

Se caracterizada por la tríada:

  • Hipertiroidismo.
  • Bocio (hasta tres veces el tamaño normal del tiroides).
  • Exoftalmos (ojos saltones).
Bocio hipertiroidismo
Uno de los síntomas de la Enfermedad de Graves Basedow es la aparición de bocio

Los anticuerpos que estimulan el tiroides también afectan el ojo y por eso, a menudo, hay síntomas oculares como el exoftalmos, edema de párpados, fotofobia y visión doble.

La manifestación más grave sería la compresión del nervio óptico, que si no recibe tratamiento lleva a la pérdida permanente de la visión.

Además de en los ojos, como las hormonas tiroideas repercuten sobre diferentes órganos, puede provocar síntomas neurológicos, musculares, alteraciones del ánimo, de la piel, trastornos cardiovasculares, digestivos y ginecológicos.

Enfermedad de Graves–Basedow síntomas

  • Temblor de mano.
  • Aumento de la sudoración.
  • Debilidad y atrofia muscular.
  • Ansiedad, nerviosismo.
  • Irritación en los ojos o doble visión
  • Mixedema pretibial (inflamación de la piel de las piernas).
  • Pérdida de cabello.
  • Palpitaciones, taquicardia.
  • Aumento del apetito a pesar de tener pérdida de peso.
  • Deposiciones frecuentes.
  • Trastornos menstruales.
  • Fatiga

Diagnóstico

El diagnóstico se basa en:

  • Un examen físico valorando la aparición de bocio, de exoftalmos o de mixedema y se confirma con pruebas de laboratorio.
  • Una analítica de sangre determinará si las hormonas tiroideas T3 y T4 están elevadas y si la hormona estimulante de la tiroides (TSH) está baja.

A veces se busca la presencia de anticuerpos estimuladores de la tiroides que causan la enfermedad de Graves-Basedow aunque no es imprescindible.

La ecografía y la gammagrafía tiroideas  ayudan a valorar el tipo de bocio y de hipertiroidismo y a completar el estudio.

Tratamiento del hipertiroidismo: Enfermedad de Graves

Yodo radioactivo y otros fármacos

La enfermedad de Graves se puede tratar con fármacos que reducen la producción de hormona tiroidea, con yodo-131 radiactivo, o mediante cirugía extirpando el tiroides.

Los fármacos antitiroideos se toman vía oral y mejoran la sintomatología principal en pocas semanas, pero hasta que el hipertiroidismo esté totalmente controlado, también hay que tratar los síntomas psíquicos, neurológicos y cardiovasculares empleando fármacos específicos para disminuir la ansiedad, controlar el temblor, la sudoración o la taquicardia, entre otros síntomas.

El tratamiento con yodo radiactivo es una alternativa si el bocio es pequeño o existe un riesgo alto para la cirugía, porque el yodo es un elemento que el tiroides capta rápidamente. El yodo radiactivo o radioyodo, se administra por vía oral y al fijarse va destruyendo las células tiroideas por irradiación, desde el interior de la propia célula.

Cirguía y efectos secundarios

Algunos de los problemas oculares relacionados con la enfermedad de Graves generalmente mejoran cuando se trata el hipertiroidismo, pero en ocasiones hay que recurrir a la cirugía para que reviertan.

Tras la cirugía o un tratamiento con yodo radiactivo, se necesitará tomar hormonas tiroideas de reemplazo el resto de la vida ya que como consecuencia de destruir o extirpar la glándula, se produce un hipotiroidismo secundario que hay que tratar porque la falta de hormona puede ocasionar el cuadro contrario al expuesto, con depresión, lentitud física y mental, aumento de peso, estreñimiento, baja temperatura corporal o bradicardia.

Pronóstico de cura de la enfermedad de Graves

La enfermedad de Graves es una enfermedad que normalmente responde bien al tratamiento y es perfectamente controlable y curable. Cerca del 40% de casos remiten definitivamente.

En los casos en los que el hipertiroidismo recidiva, manteniendo un seguimiento médico adecuado se minimiza el riesgo de aparición de una crisis tirotóxica aguda.

Una crisis tirotóxica aguda es un cuadro grave que se caracteriza por la aparición de arritmia severa, insuficiencia cardiaca, deshidratación y afectación del estado de conciencia y que requiere atención médica urgente.

Referencias: